jueves, mayo 07, 2009

Dios nos agarre confesados...

Al mejor estilo fotográfico de la clásica imagen "De Aquí a la Eternidad" no es extraño ver esas fotos porque algo así era de esperarse y ojo, que hasta  el más escéptico tiene que reconocer que no es un montaje, ni el mejor trabajo de photoshop, tampoco son actores que van a recibir algún premio por la mejor actuación, no, todo lo contrario. Solo me pregunto hasta que punto vamos a seguir permitiendo que la iglesia siga utilizando el nombre de Dios para ocultar la deshonestidad de sus "representantes en la tierra". A decir verdad si se tiene o no una prueba tangible de lo que pasó eso ya es cosa del pasado: el asunto cobra más importancia porque viene de la mano de una cara bastante conocida, viene de alguien que ha entrado a numerosos hogares por medio de programas de televisión e incluso ha sido escuchado por una amplia comunidad que principalmente necesitó y confió en un guía espiritual, pero la tan sonada decepción llegó también para hacerse pública  porque se entiende que la fe no es negociable, particularmente no es verdad que el lugar donde puedo encontrar la palabra Dios es escuchándola de uno de estos representantes, entiendo que no necesito falsos intermediarios entre El y yo, reconozco que con cada acción de estas, donde se deja evidencia la constante hipocresía de la iglesia católica, el día para tener una boda eclesiástica  está cada vez más lejos y hoy no voy a dormir por eso. Lo único que sé es que El me ama, me bendice y solo necesito agradecerle por sus favores en cualquier momento del día y en la intimidad de mis pensamientos sin tanto protocolo. Sigo siendo fiel a mis ideas, no voy a misa ni me confieso mucho menos voy a escuchar a un hombre que pudiendo respetar la sotana, no quiso ser honesto. 

*****

Dios nos agarre confesados, si pero ¿por quien?

2 comentarios:

alejandra_writer dijo...

Si ciertamente este ser humano falló, tambien es cieto que cualquiera puede servir a Dios estando tanto soltero como casado, la vieja escuela de los sacerdotes deberia cambiar eso, y asi evitaria los homosexuales escondidos que tiene ese sistema, asi como la paternidad y las mujeres que muchos ocultan tambien. Es dificil ser alguien publico, y que todos te señalen y culpen de cosas que ellos mismos tambien hacen y a vox populi. No condeno a nadie y trato de no juzgar, somos HUMANOS, debiles, y nos vvimos equivocando.

ECOBLOG dijo...

Despues de tantos tantos tropiezos, la iglesia no los reconoce, y cuando lo hace es porque ya no tiene salidas.
Lamentablemente el ícono que antes era la iglesia (0 los sacerdotes) se ha desvanecido y hoy, por esos errores, ya no los vemos como personas ejemplares, porque aunque son "representantes" de Dios, yo creo que Dios no abusa de los niños, a Dios no le interesa si dejas limosna o no, a Dios no le importa si eres negro, blanco o amarillo, mucho menos si eres mestizo. Dios quiere corazones, no falsos guias retóricos.